qué son los trabajos de altura y cuáles son los más solicitados

¿Qué son los trabajos de altura y cuáles son los más solicitados?

Los trabajos de altura son aquellos realizados a una distancia superior a dos metros del suelo. Estos trabajos requieren de un personal cualificado, equipos de protección individual y colectiva, y medidas de seguridad específicas, ya que implican el riesgo de accidentes que se deben prevenir.

Los trabajos de altura en Madrid son ampliamente solicitados y pueden ser clasificados en diferentes tipos en función de la actividad que se lleva a cabo, el lugar en el cual se desarrolla y el método de acceso y posicionamiento que se emplea. 

Algunos de los ejemplos más destacados de trabajos de altura incluyen la construcción y el mantenimiento de edificios, la instalación y reparación de líneas eléctricas, la limpieza y pintura de fachadas, el rescate y la evacuación de personas, entre muchos otros más. En este artículo, podrás conocer algunos de los trabajos de altura más demandados en la actualidad.

Rehabilitación de tejados

La rehabilitación de tejados es uno de los trabajos de altura más solicitados, ya que consiste en la reparación y renovación de la cubierta de los edificios que, usualmente, sufren desgastes y deterioro a causa de diversos factores como el clima, las filtraciones, los movimientos estructurales y muchos otros más. 

La rehabilitación de tejados permite mejorar la protección, la funcionalidad, la durabilidad y la estética de los edificios, así como también minimizar y optimizar el consumo energético.

La rehabilitación de tejados puede incluir distintas intervenciones, como la sustitución y reparación de tejas o baldosas, el aislamiento térmico y acústico, la impermeabilización, la instalación de nuevos sistemas de ventilación y drenaje, la colocación de objetos decorativos, la adaptación de normativas vigentes, etc.

¡Muy interesante!  Descubre lo mejor del bienestar: Samar Wellness Center, tu centro de estética en Valladolid

Por esta razón, se trata de un trabajo de altura que requiere de una planificación previa, un estudio técnico, un proyecto de obra, un presupuesto detallado, un seguimiento y control de calidad, y una garantía de los resultados por parte de una empresa que sea especialista en este sector específico.

Rehabilitación de fachadas

Otro de los trabajos de altura más demandados en todo el mundo es la rehabilitación de fachadas. Este trabajo consiste en la renovación, reparación y embellecimiento de la parte exterior de un edificio, ya sea por motivos de diseño, conservación, seguridad y ahorro energético.

Para llevar a cabo una rehabilitación de fachadas adecuada, es importante realizar un análisis previo, un diagnóstico de los problemas de la fachada, la elección de los sistemas y materiales más adecuados y la ejecución de las obras con calidad y velocidad. Al mismo tiempo, es importante contar con los medios de acceso, sujeción y protección requeridos para garantizar la seguridad, tanto de los trabajadores como de los transeúntes.

La rehabilitación de fachadas incluye diferentes tareas como la limpieza, el pintado, el revestimiento, la reparación de grietas, la sustitución de áreas deteriorada, la instalación de balcones o ventanas y mucho más, lo que permite mejorar la imagen, el valor y la funcionalidad de los edificios, así como también prevenir problemas de filtraciones, desprendimientos o fisuras.

Aislamiento térmico

Además de la rehabilitación de tejados y fachadas, el aislamiento térmico es otro trabajo de altura de gran importancia. El aislamiento térmico consiste en la aplicación de materiales que impiden o minimizan la transferencia de calor entre el interior y el exterior de un edificio, con la finalidad de mantener una temperatura óptima y ahorrar energía.

¡Muy interesante!  Mesa & Jimeno, tu asesoría jurídica, fiscal y contable en Boadilla del Monte y Madrid

Este trabajo de altura requiere un estudio anticipado, una medición de la superficie que se necesita aislar, la elección de los materiales más eficientes y la instalación de los mismos con precisión y cuidado. Al mismo tiempo, es necesario contar con los medios de acceso, fijación y seguridad adecuados para garantizar la seguridad de los trabajadores.

El aislamiento térmico puede llevarse a cabo en diferentes zonas del edificio, como el tejado, la fachada, las ventanas o el suelo, y suelen utilizarse diversos materiales como el poliestireno, el poliuretano, el corcho, entre otros. De esta manera, se contribuye a mejorar el confort y el ahorro de los habitantes de los edificios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.