tipos de abogados y especialidades en derecho

Tipos de abogados y especialidades en derecho

Ante cualquier problema legal que tengamos, inevitablemente debemos acudir a ayuda profesional, bien sea a modo de asesoría legal o mediante la defensa de un abogado. Lo que pocos saben es que los abogados se dividen en varias ramas, dependiendo de la situación o caso jurídico. Es por esto que resulta importantísimo acudir ante el abogado correcto, que pueda sernos de ayuda en nuestro caso.

¿Cuáles son todos los tipos de abogados?

Dependiendo de nuestro caso, necesitaremos un abogado penal, abogado tributario, abogado civil, fiscal, etc. Antes de contactar a tu abogado de confianza, debes conocer en que se desempeña mejor cada tipo de abogado y cuando contactarlos, veamos:

Abogado tributario o fiscalista

Los abogados fiscalistas son expertos en todos los casos relacionados a tributos, derechos financieros y todo lo relacionado al tema fiscal. Puedes contactar un abogado tributario en caso de que necesites ayuda para declarar tus impuestos o recibir asesoría, ahora, si el tema es complicado para ti, este podrá realizarte cualquier trámite fiscal en la Agencia Tributaria.

Abogados penalistas

Quizás los más populares de todos, pues suelen ser quienes reciben las luces en los diferentes escenarios públicos. Este tipo de abogados se encarga de defender personas que fueron acusadas de algún delito, su labor es asesorar y defender a los enjuiciados. La defensa se realiza por medio de argumentos y pruebas para demostrar la inocencia del acusado.

Los abogados penalistas también se encargan de asesorar y apoyar a las personas que deseen presentar demandas, denuncias o que sean víctimas de un crimen. De esta manera, se buscará demostrar la culpabilidad de la otra parte y buscar el beneficio de su cliente, bien sea de forma monetaria o permitiendo que la justicia sepa la verdad.

¡Muy interesante!  El mejor abogado de extranjería en Madrid: Longobardo Pérez Abogado

Abogado civil

El abogado civil se encarga de defender a personas particulares frente a problemas con otras personas naturales o jurídicas. Este tipo de abogados es uno de los más requeridos, y no es por nada, su labor va desde asistir demandas a empresas por violaciones salariales, incumplimiento del contrato y más. Además, sus labores contra personas particulares pueden ser divorcios y herencias, en algunos casos suele trabajar sin sustento contractual.

Abogado de familia

Muy relacionado al tipo anterior, un abogado de familia se encarga de asistir legalmente cualquier problema que pueda tener una familia. Desde las herencias, hasta las sucesiones, desde los matrimonios; hasta los divorcios. En general se encargan de resolver este tipo de problemas, que entre particulares resulta complicado de solventar. Otro tema que asisten son las visitas periódicas, órdenes de alejamiento, custodias, etc.

Abogados laboristas

Un abogado laboralista es prácticamente un requisito para cualquier empleado de una empresa pública o privada. Este tipo de abogados se encarga de asesorar y asistir en problemas comunes en el entorno laboral, desde problemas de seguridad, despidos, incumplimiento de contratos, falta de vacaciones, abuso laboral, etc. Generalmente son abogados que operan en servicios de seguridad social, aunque suelen presentarse en los Juzgados de lo Social y en algunos casos, en el Tribunal Supremo de Justicia.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.